El próximo domingo tenemos una cita. En S.Urbez, junto a Nocito, nos juntamos. Durante generaciones lo hicieron nuestros antepasados, acudían como Romeros a la fiesta y día grande.


Día de Fiesta, con la Cruz, desde Laguarta. Hasta allí viajaba una de las tres llaves del arca. La del Sarrablo, custodiada por la familia Villacampa, que todavía se conserva.

Cuando la Guerra Civil y el periodo oscuro siguiente, se perdió la aguja de coser el sudario de S.Urbez, los documentos, el ajuar y hasta la Cruz. Sólo quedó el carcomido soporte.


Se dejó de hacer el camino, de ir un día tan señalado como hoy. De unos años a esta parte, estamos recuperando nuestra seña de identidad. El camino esta abierto y hemos empezado a recorrerlo, a ayudar a mantenerlo, con mucho cariño. Vamos a S.Urbez, nos juntamos, saludamos a las gentes desde la Plana de Huesca, a la Sierra de Guara, hasta la montaña…y somos un poco más felices.


Llevamos varios años, comiendo en el “Cuarto de Laguarta”, que no se usaba desde hace décadas. Este domingo lo volveremos a hacer y brindaremos por nuestra tierra, por todos nosotros.

Como novedad, en esta ocasión, tenemos Cruz. No es plateada, ni dorada, ni de vivos colores. Es un Cristo tipo románico de forja, salido del martilleo de un herrero, quizás sin el arte de la fundición religiosa, pero lleno de la esencia de nosotros mismos y nuestro entorno.

El domingo, volverá a procesionar la Cruz, junto a sus hermanas de tantos lugares y volverá a saludar a S. Urbez. La cabecera del Sarrablo, Laguarta, vuelve a estar presente, con sus símbolos y sus gentes.


Salud, tierras de buenas gentes.
Texto Pedro Marín, fotografías Carlota Albás.

2 Comentarios :

Anónimo dijo...

Pasarlo muy bien. Si señor, con la identidad como bandera.
Mis saludos desde Santa.Orosia/ S.Pedro de Jaca.
Besos
Brava Jacetana

Anónimo dijo...

Se comentaba el día de S.Urbez, que viendo quien estaba de los pueblos, se veían muchas cosas. Había quien estaba con toda la familia, había quien sólo...pero estábamos.
Nos llamó la atención Laguarta, antiguamente fue puntal necesario de S.Urbez, unos años casi no se sabía, como el pueblo y ahora se nota el cambio.
Tres familias hubo, dos de doble generación. Padre e hija, por un lado. En la otra Abuelos, hija y nieta. Ambas de raíces en la Guarguera. Todo un éxito.
Pero la otra digna de mencionar a parte. Pareja, con dos hijos pequeños. Que llegaron de fuera, pero son más de esta tierra ya, que muchos que presumen. Buena gente, sanos y trabajadores, muchos como vosotros.
Por cierto, los dos pequeñines, son Romeros ya, de papel y de hechos. Es nuestro FUTURO.
Los dos son pequeños, pero el más pequeño, de rizos, ese triunfó entre todos. Muchos se lo hubiesen llevado a casa... Que guapo y simpático,
Gracias pareja, por ser como sois.
Abrazos a Laguarta, de vuestros amigos.
Desde Nocito, esta vuestra casa

Alfredo

Publicar un comentario